La rehabilitación de la Torre de Espioca de Picassent encara su recta final

Las obras de recuperación de la Torre de Espioca de Picassent encaran ya su recta final. La emblemática edificación cuenta ya con la escalera metálica interior que permite acceder a la parte superior y recorrerla en altura, así como el sistema eléctrico que permitirá dotarla de iluminación tanto interior como exterior.

Hace unos días, la alcaldesa del municipio, Conxa Garcia, junto con la concejala de Urbanismo, Lola Albert, y el concejal de Cultura, Jaume Sobrevela, estuvieron a los pies del monumento para comprobar los trabajos que se han llevado a cabo durante todo el proceso de restauración y que dejan ya entrever una Torre con una imagen totalmente restaurada en sus cuatro lados.

También estuvieron presentes, Antonio Bravo, subdirector de la dirección general de Patrimonio y varios miembros de la empresa redactora del proyecto de restauración ‘El fabricante de Esferas’, entre otros, que pudieron acceder al interior de la atalaya para observar las actuaciones realizadas.

Según ha manifestado la alcaldesa, «con la finalización de estas obras de restauración en Picassent cumplimos con una aspiración histórica de recuperación de nuestro patrimonio para tener nuestra principal señal de identidad en las mejores condiciones«.

Estas obras han sido financiada por la Conselleria de Cultura, a través de la dirección general de Patrimonio, después de que el Ayuntamiento consiguiera firmar en mayo de 2019 un convenio con las diferentes familias propietarias para que cedieron la torre al municipio durante 50 años.

Leave a Reply