Pilar Rubio, mamá rockera… ¿pero real?

Encontrar las siete diferencias entre una foto de Pilar Rubio antes y después de parir es desesperante. Tras ser madre por cuarta vez con Sergio Ramos, ha reabierto el debate con su nuevo posado posparto. Una estudiadísima fotografía en la que aparece tan maquillada, tan peinada, tan deshinchada y tan impecable que le han llovido las críticas por proyectar una imagen de inmediata perfección muy alejada de quien acaba de dar a luz. «Tú no eres humana», le soltaron aquellas seguidoras que entienden que, para tener ese aspecto tras parir, hay que ser de otro planeta. O, como en su caso, tener una buena genética, una buena economía, una buena alimentación y una buena rutina fitness. Aspectos, todos ellos, que no ponen buena cara al instante, pero ayudan a estar mejor… y a parecerlo.

El gran público conoció a Pilar como intrépida reportera de ‘Sé lo que hicisteis’, en la Sexta. Pero le dio la espalda más tarde, cuando intentó abrirse camino en Telecinco. En 2014 dio el salto a Atresmedia de la mano de Pablo Motos. Es ahí, en ‘El Hormiguero’, donde parece sentirse en su salsa con los retos a los que se enfrenta semanalmente. También ha probado suerte en el mundo de la moda, pero sin demasiado éxito. En enero cerró su tienda ‘online’, ‘MyShopList by Pilar Rubio’, donde vendió durante unos meses los looks que lucía en sus eventos o en la tele. Y tampoco triunfó su línea de ropa con alma rockera, ‘MetalHead’, que creó en 2011 y acabó echando el cierre. Eso sí, este verano se ha propuesto llenar las playas de glamour con la colección de baño que ha diseñado para la firma española Selmark. ‘Pili la jevi’, la llamaban sus compañeros de clase, mucho antes de que se refinara al más puro estilo ‘Pili la piji’.

Mofa en las redes

La presentadora ha compartido en Instagram otra imagen con su cuarto hijo, Máximo Adriano, que suena a gladiador romano y enseguida desató las mofas en las redes. «Una semana ha pasado desde que te tuve por primera vez en mis brazos», precisa la madrileña en el pie de foto. Y hace bien en aclararlo porque, a juzgar por su cuerpo perfecto y totalmente recuperado, parece que le han puesto ahí al crío y no lo ha parido ella. Para salir a pasear con su pequeño, Pilar se decantó por un look rockero compuesto por un short lleno de rotos que deja a la vista sus interminables piernas, camiseta negra de manga corta y una camisa de cuadros de estilo leñador anudada a la cintura. Un estilismo festivalero al que da el toque definitivo con unas botas tipo Dr. Martens negras con tachuelas y plataformas.

Pilar Rubio sale del hospital, con un estilo bien clásico.

Para salir del hospital tras el parto, dejó aparcado su estilo más cañero y apostó por lo clásico: un vestido holgado con un discreto estampado que combinó con unas sandalias de tacón en color beige. Un diseño por debajo de la rodilla y con caída, para no marcar más de la cuenta. Una elección que contrasta, por ejemplo, con la de Meghan Markle, que rompió con los protocolos de la casa real británica negándose a aparecer ante los medios luciendo perfecta horas después de dar a luz. En lugar de eso, la duquesa de Sussex optó por presentar a su hijo Archie enfundada en un vestido blanco ceñido en la cintura que, lejos de disimular su figura posparto, la realzaba.

Pilar, que ha compartido con sus seguidores un vídeo en el que amamanta a su bebé, les ha prometido que dentro de muy poco contará «cómo ha sido el parto y la experiencia con este nuevo miembro de la familia». Y muchas mujeres confían en que lo cuente bien, sin maquillar la realidad y enseñando al mundo lo que es realmente ser madre.

Leave a Reply