Huelga de tres días de 3.500 médicos residentes por las condiciones laborales

Los empleados del hospital barcelonés del Vall d'Hebron, durante su protesta en el vestíbulo del centro por la gestión de la sanidad catalana.
Los empleados del hospital barcelonés del Vall d’Hebron, durante su protesta en el vestíbulo del centro por la gestión de la sanidad catalana.massimiliano minocri

Los Médicos Internos Residentes (MIR) de Cataluña (donde hay unos 3.500 trabajando) han convocado una huelga desde este lunes hasta el miércoles en demanda de mejores condiciones laborales y de formación, y esperan que la respuesta del colectivo sea “masiva”. Los residentes se quejan también de que su día a día en los centros sanitarios se ha deteriorado desde el inicio de la pandemia.

El portavoz de los MIR catalanes, Àlex Mayer, concretó que el colectivo de los MIR— que se encuentran en su última etapa de formación, la de la residencia — reclama cambios para poder formarse en su especialidad dentro de su horario de trabajo y mejoras retributivas en el sueldo base y las horas de guardia: “Hemos tenido negociaciones en serio tras la convocatoria de huelga, a base de reivindicaciones, por lo que esperamos que las concentraciones sí sean efectivas para conseguir aquello que reclamamos”.

El viernes hubo una reunión con el Govern y las patronales para intentar llegar a un acuerdo que desconvocara el paro. No fue así y los residentes han mantenido las jornadas de huelga: “Nos dan la razón en todas nuestras reclamaciones pero a la hora de la verdad concretan muy poco”, añadió en declaraciones a agencias. Según el portavoz, las patronales y el ICS reconocen “abiertamente” que tienen razón en sus demandas y que cuentan con el apoyo de buena parte del resto del sector sanitario.

Uno de los puntos de desencuentro son los servicios mínimos de la huelga que, a juicio de los convocantes, no se les debería exigir a los MIR: “Nos ponen mínimos como si fuéramos adjuntos, pero somos personal en formación”. Creen que con esos mínimos la atención al paciente “probablemente no se verá afectada”, aunque sí lo notarán los médicos adjuntos de los centros sanitarios catalanes con un incremento en el volumen de trabajo. De hecho, consideran que es dudoso que se puedan exigir servicios mínimos a personal en formación: “Miraremos con los sindicatos si lo denunciamos”.

Las reclamaciones de los médicos, que cuentan con el apoyo del sindicato Metges de Catalunya, son básicamente tres: formación, condiciones laborales y mejoras retributivas. Denuncian, además, que sus condiciones laborales se han deteriorado aún más durante la pandemia.

El paro se produce cuando los datos del coronavirus de Cataluña registran un ligero repunte con 1.345 positivos y 11 fallecidos en las últimas 24 horas, según el departamento de Salud, que detalla que los pacientes ingresados suben hasta los 754, 124 de ellos en la UCI.Cataluña ha registrado hasta ayer 153.600 casos confirmados acumulados de coronavirus. La cifra de fallecidos asciende a 13.233, 11 más que los registrados el sábado.

En cuanto a los pacientes ingresados ayer eran 754, 35 más en 24 horas. La única cifra que baja es la de los que están en la UCI: 124 pacientes, tres menos que en el balance del sábado. La tasa del riesgo de rebrote ha subido ligeramente: el sábado alcanzaba un nivel de 154,10 y 24 horas después estaba en 162,29 de media. En el caso de la comarca del Barcelonès, es de 185,07.

Leave a Reply