Toyota entra en el mercado de los híbridos enchufables con el nuevo Prius Plug-in

Toyota va un paso más allá en su estrategia de electrificar el mercado español al lanzar su primer modelo híbrido enchufable, el nuevo Prius Plug-in. Así, la marca cumple su compromiso de comercializar cada tipo de tecnología en un mercado maduro, con infraestructuras suficientes, y cuando el cliente así lo demanda. Ya está disponible desde 33.900 euros.

El nuevo Prius Plug-in, que reemplaza en la gama Toyota al Prius Electric Hybrid de cuarta generación que se ha comercializado desde 2016, no supone el debut de la tecnología híbrida enchufable para Toyota ya que en 2008 hubo una flota en pruebas de 75 unidades de la 2ª generación del Prius Plug-in y a finales de 2010 arrancó la comercialización del Prius Plug-in de 3ª generación. Ahora, el nuevo Prius Plug-in puede ofrecer mucho más gracias a su sistema de propulsión híbrido enchufable con gracias a una batería de ion-litio de 8,8 kWh, que se recarga al 100% en poco más de 2 horas en los cargadores más potentes y en menos de 4 horas en una toma eléctrica convencional.

El sistema híbrido enchufable del nuevo Prius Plug-in está formado por un motor térmico de gasolina, de cuatro cilindros, 1.8 litros, funcionamiento en ciclo Atkinson y 98 CV de potencia máxima, y dos propulsores eléctricos, el principal (MG2) con 71 CV y el secundario (MG1) con 31. La potencia total del Prius Plug-in son 122 CV.

Con el objetivo de ser lo más eficiente posible en todo tipo de circunstancias, en el nuevo híbrido enchufable de Toyota es posible elegir entre tres modos de conducción específicos. Así, con la batería cargada, el modo ‘EV’ es el más adecuado para vías urbanas y autopistas / autovías, pudiendo recorrer hasta 45 kilómetros y propulsándose gracias a la suma de ambos motores eléctricos. En el modo ‘EV City’, para zonas de bajas emisiones (ZBE), parkings…, únicamente interviene el propulsor eléctrico principal (MG2), ya que no es necesaria la intervención de ambos motores eléctricos. Y para obtener la máxima eficiencia eléctrica a la hora de viajar y una vez se descarga la batería eléctrica está el modo ‘HV’ (hybrid).

Y como todas las generaciones del Toyota Prius, la nueva variante híbrida enchufable ofrece diversas innovaciones tecnológicas. Se trata por ejemplo del sistema de climatización por inyección de gas, hasta 2,5 veces más eficiente que un climatizador automático eléctrico y que no requiere que esté conectado el motor térmico -por encima de -10ºC-, o el sistema de calefacción de la batería eléctrica, que garantiza que su autonomía y rendimiento no se vean afectados por las bajas temperaturas, incluso hasta -20ºC.

Entre las innovaciones tecnológicas sobresale el techo con paneles solares que permite recargar una batería específica, tanto con el vehículo en movimiento como parado, pasando posteriormente la energía almacenada a la batería eléctrica o la batería auxiliar que alimenta los elementos electrónicos, como el cuadro de instrumentos, los elevalunas eléctricos… Prius Plug-in es el único modelo del mercado con un techo de estas características.

En función de si el Prius Plug-in está en movimiento o detenido, el funcionamiento de los paneles solares del techo funcionan de una forma u otra. Así, si está estacionado la energía solar cara la batería específica y la energía es transferida directamente a la batería eléctrica que alimenta el motor eléctrico. En el caso de que la batería solar esté cargada al 100%, la energía de los paneles solares va directamente a la batería auxiliar.

Por su parte, cuando Prius Plug-in está circulando, la energía solar pasa directamente de la batería específica a la auxiliar, para mitigar el consumo energético de los elementos eléctricos como los elevalunas o la instrumentación, reduciendo así el consumo de la energía almacenada en la batería eléctrica.